La imagen más antigua de la Semana Santa

La imágen más antigua que procesiona durante la Semana Santa por las calles de  Sevilla es el Cristo de la Vera Cruz, impresionante Talla anónima del siglo XVI.

vc1

Cristo de la Vera Cruz, principios del siglo XVI.

Breve reseña histórica

Conocida por todos en Sevilla como La Vera Cruz,  fue fundada en 1445 en el Convento de San Francisco,  aunque algunos autores señalan que ya existía un culto anterior al Santo Madero datado en 1370.  La primera salida procesional…

“La primera salida procesional la efectuó en 1.468, despertando tal admiración por su ejemplaridad y fervor, fruto de la espiritualidad a la que obligaban sus Reglas y Estatutos, que muy pronto comenzaron a fundarse por todos los pueblos y ciudades circundantes nuevas Hermandades con idéntico título y adoptando sus mismas Reglas.”

Fue tal el fervor que fue creando La Hermandad, que se produjo la controversia de si ésta, que procesionaba el Jueves Santo, podía o no contemplar el concurso de los disciplinantes en la estación de penitencia, algo exclusivo del Viernes Santo hasta ese momento. A tal respecto, y en carta finalmente…

“Posiblemente a raíz de estos hechos, la Hermandad de la Vera Cruz de Sevilla reforma sus Reglas en 1.538, separando los Hermanos de luz y de sangre, pidiendo además copia de estos documentos a la cofradía toledana y Carta de Hermandad con ella, los cuales le fueron remitidos el 15 de mayo de 1.539. Mas, como nuestra Hermandad solía hacer su Estación de Penitencia el Jueves Santo y las gracias y beneficios papales se referían al Viernes de la Cruz, la cofradía sevillana solicita de la Santa Sede el poderlos disfrutar sin cambiar de día, recibiendo la contestación favorable a sus pretensiones. Desde entonces quedó establecido definitivamente el hacer Estación de Penitencia en la tarde noche del Jueves Santo.”

La Talla

El Santísimo Cristo de la Vera Cruz es una escultura realizada en madera policromada, de 1,35  m. de alto. Se cataloga como obra anónima sevillana de la primera mitad del siglo XVI. Es un Cristo muerto que se fija al madero con tres clavos. En origen debió itinerar en una cruz alzada por tres sacerdotes.  Es la imagen cristífera más antigua que procesiona en la Semana Santa de Sevilla. Morfológicamente puede relacionarse con algún artífice del círculo de Roque de Balduque. Entre ellos, despunta Antón Vázquez, autor del interesante Cristo de la Vera Cruz de Arcos de la Frontera (Cádiz), fechable hacia 1540. Durante el año se encuentra en el Altar Mayor de la Capilla del Dulce Nombre de Jesús de Sevilla.

Fuente: http://veracruzsevilla.wordpress.com/imagenes-titulares/

Te puede interesar

Escribe un comentario