Nuevas especies de caracoles en Andalucía

Una de las cosas que más me gustan en esta época es sentarme en una terraza, pedirme una “servesita” y una tapita de caracoles. Con los caracoles pasa como con Bob Dylan, a te gustan a rabiar o no los soportas. Yo, y miles de personas, somos de las que discutimos sobre en qué bar están los mejores, si vaso de caldo o no, y ahora ya podremos discutir si están catalogados o no en el inventario andaluz de caracoles.

La Consejería de Medio Ambiente ha realizado el primer inventario andaluz de caracoles en el que se incluyen 140 especies distintas. Todas están en la red de espacios protegidos de la región. El resultado ha sido el descubrimiento de varias especies nuevas, con la característica común de que todas son endemicas de  Andalucía. La más común de las especies de caracoles (acuérdate la próxima vez que tengas uno en tus manos) es la Iberus. Los científicos han establecido un nuevo género: Hatumia, en el que se engloban dos especies endémicas de la zona oriental.

Y ahora por si quieres saber cómo se cocinan estas especies, te paso la receta de mi casa. En esto como en el gazpacho, cada uno tiene su toque. Yo los hago con ajo, cebolla, guindilla, comino, hierbabuena, pimienta negra, agua y sal. Pero con lo trabajosos que son lo que más me gusta es: “una cervesita y una de caracoles”:

Te puede interesar

Escribe un comentario