Sevilla, una ciudad andaluza con aromas de azahar

Sevilla, es una ciudad monumental por excelencia, que atesora entre sus calles un sinfín de matices que la hacen única.

Civilizaciones como la islámica, los tartessos, los visigodos, y romanos han dejado su huella en la región. Siglos de historia, han hecho de Sevilla una ciudad de gran riqueza cultural y monumental.

En cada barrio, y más precisamente en cada rincón, Sevilla tiene mucho que mostrar a sus visitantes. Se trata de un lugar artístico y monumental por excelencia, donde es posible disfrutar desde el más insignificante detalle hasta el monumento más emblemático. Cada rincón está impregnado por el aroma a azahar y jazmín que desprenden sus jardines.

En lo que concierne al ocio, el visitante encontrará un espacio ideal en sus tabernas, bares, y restaurantes, lugares que son ideales para realizar el rito del tapeo y paladear sus mejores vinos y su sabrosa gastronomía.

Sevilla alberga un importante conjunto monumental formado por la Catedral, los Reales Alcázares y el Archivo de Indias, todos estos lugares fueron declarados por la UNESCO Patrimonio de la Humanidad. Su catedral, fue erigida sobre una antigua mezquita mayor, siendo una de las catedrales más grande del mundo. Junto a ella se encuentra también la Giralda, hoy convertida en símbolo de Sevilla. Y entre ambas, se localiza el Patio de los Naranjos.

También son a destacar sus fascinantes parques, jardines y plazas. El Parque de Maria Luisa es considerado un jardín histórico. De parada obligatoria es también el Museo de Bellas Artes considerado segunda pinacoteca de España.

Aún en las épocas de vacaciones es posible encontrar hoteles en Sevilla por precios módicos. Así que no lo pienses más y prepara tu equipaje.

Foto vía:flickr

Te puede interesar

Escribe un comentario